viernes, 31 de diciembre de 2010

ORACIÓN DE FIN DE AÑO

Mc 6:41 El, tomando los cinco panes y los dos peces, alzando los ojos al cielo, bendijo y partió los panes y se los entregó a los discípulos para que se los sirvieran, y los dos peces los repartió entre todos

Padre queremos darte las gracias por permitirnos cenar nuevamente en familia, por estos alimentos y por la oportunidad que nos das para poder orar juntos y decirte que hoy aceptaremos tus promesas y depositaremos nuestra fe en ellas, elegimos el camino que conduce a ti, tu sanadora voz nos protege, dejamos todo en tus amorosas manos, no vamos a estar ansiosos por nada.

Queremos pedirte Señor que así como compartimos los alimentos con nuestros familiares, amigos y compañeros, nos permitas compartir con ellos también, tus virtudes, tus dones y tus bendiciones. Danos señor la oportunidad de copiar tu carácter, de cosechar tus frutos en nuestros corazones: El amor, el gozo, la paz, la paciencia, la benignidad, la bondad, la fe, la mansedumbre, la templanza.

No te vamos a pedir Señor porque sabemos que estas a cargo de todo, solo te queremos dar las gracias Señor, porque sabemos que al que tiene hambre le darás pan, y te pedimos que al que tiene pan, le des hambre de ti, de tu verdad.

Te damos las gracias señor porque asistirás desde el cielo a todos los que sufren en el mundo, cubrirás a los que duermen a la intemperie, consolarás a los que han sufrido pérdidas familiares, acompañarás a los que están privados de su libertad.

Te damos gracias Señor porque sabemos que sostendrás a quienes han perdido toda esperanza; consolarás a quienes gritan o lloran por sus dolores; protegerás a quienes no pueden hacerlo solos; alentarás a quienes buscan rehabilitarse y dotarás de paciencia, humildad, constancia, perseverancia y firmeza a quienes están en el camino de la sanación.

Te damos gracias Padre porque sabemos que alumbrarás a quienes pasan una "noche oscura" y desesperan; que iluminarás a quienes ven tambalear su fe y se sienten atacados por la duda; porque apaciguarás a quienes se impacientan viendo que no mejoran; devolverás la paz y la alegría a quienes se llenaron de angustia; disminuirás los padecimientos de los más débiles y ancianos; y velarás junto al lecho de los que perdieron el conocimiento.

Bendecirás abundantemente a quienes asisten a nuestros hermanos en su dolor, los consuelan en su angustia, los protegen con caridad y los acompañan en su rehabilitación.

Y por último Padre te damos gracias por conducir a los que más lo necesitan a tu encuentro, y por darles el descanso eterno.

Esta noche Padre te pedimos que nos concedas conforme a tu voluntad que este año 2011 el Espíritu Santo produzca más y más de Su fruto en nuestras vidas y los siembre para siempre en nuestros corazones y así poder disfrutar de tus promesas.

Amén.

PAZ Y BIEN ¡¡¡

lunes, 6 de diciembre de 2010

Vivir en tiempo presente...es vivir con Dios.

YO SOY EL QUE SOY
Exodo 3:14
"Estaba lamentándome del pasado
y temiendo el futuro.
De repente mi Señor estaba hablando:
MI NOMBRE ES 'YO SOY' ...

Cuando vives en el pasado
con sus errores y pesares,
es difícil, Yo no estoy allí.
MI NOMBRE NO ES 'YO FUI' ...

Cuando vives en el futuro
con sus problemas y temores,
es difícil. Yo no estoy allí.
MI NOMBRE NO ES 'YO SERE' ...

Cuando vives en este momento,
no es difícil.
Yo estoy aquí.
MI NOMBRE ES 'YO SOY'"
(Poema de Hellen Mallicoat)

Mateo 6:34 Por tanto, no os preocupéis por el día de mañana; porque el día de mañana se cuidará de sí mismo. Bástele a cada día sus propios problemas

Proverbios 16:9 “La mente del hombre planea su camino, pero el SEÑOR dirige sus pasos”

Filipenses 4:6 Por nada estéis afanosos; más bien, presentad vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. 7 Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestras mentes en Cristo Jesús.

Pablo dijo que había descubierto el secreto de vivir encima de las circunstancias que la vida nos trae. Su secreto fue JesuCristo. Jesús fue su seguridad que a pesar de los problemas,entendió que no estaba solo. No importa cuan difíciles se ponían sus circunstancias, estas dificultades no eran permanentes. A pesar de la dureza del momento, en cada momento Jesús le proveía la fuerza para vencer. Pablo estaba igual de seguro de que Jesús nos dará también a ti y a mí la misma fuerza y victoria.

Oración:

Dios, Señor Mío, no tengo idea de adónde voy. No veo el camino ante mí. No puedo saber con certeza dónde terminará. Tampoco me conozco realmente, y el hecho de pensar que estoy siguiendo tu voluntad no significa que en realidad lo esté haciendo. Creo que el deseo de agradarte, de hecho te agrada. Y espero tener ese deseo en todo lo que hago. Espero que nunca haré algo apartado de ese deseo. Y sé que si hago esto me llevarás por el camino correcto, aunque yo no sepa nada al respecto. Por lo tanto, confiaré en ti aunque parezca estar perdido a la sombra de la muerte. No tendré temor porque estás siempre conmigo, y nunca dejarás que enfrente solo mis peligros. No viviré afanoso, ni me preocuparé por lo que he de comer, o vestir, o lo que sucederá, todo lo dejaré en tus amorosas manos, y confiaré ciegamente en tu perfecta voluntad.

Para gloria de Dios.

AMEN ¡¡¡

domingo, 5 de diciembre de 2010

Justificados por la FE

En realidad, si Abraham hubiera sido justificado por las obras, habría tenido de qué jactarse, pero no delante de Dios.3 Pues ¿qué dice la Escritura? "Le creyó Abraham a Dios, y esto se le tomó en cuenta como justicia.Romanos" 4:2

"Contra toda esperanza, Abraham creyó y esperó, y de este modo llegó a ser padre de muchas naciones, tal como se le había dicho: «¡Así de numerosa será tu descendencia!» Su fe no flaqueó, aunque reconocía que su cuerpo estaba como muerto, pues ya tenía unos cien años, y que también estaba muerta la matriz de Sara. Ante la promesa de Dios no vaciló como un incrédulo, sino que se reafirmó en su fe y dio gloria a Dios, plenamente convencido de que Dios tenía poder para cumplir lo que había prometido.Por eso se le tomó en cuenta su fe como justicia. Y esto de que «se le tomó en cuenta» no se escribió sólo para Abraham,sino también para nosotros. Dios tomará en cuenta nuestra fe como justicia, pues creemos en aquel que levantó de entre los muertos a Jesús nuestro Señor. Él fue entregado a la muerte por nuestros pecados, y resucitó para nuestra justificación".Romanos 4:18-25

"En consecuencia, ya que hemos sido justificados mediante la fe, tenemos paz con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo.También por medio de él, y mediante la fe, tenemos acceso a esta gracia en la cual nos mantenemos firmes. Así que nos regocijamos en la esperanza de alcanzar la gloria de Dios.Y no sólo en esto, sino también en nuestros sufrimientos, porque sabemos que el sufrimiento produce perseverancia; la perseverancia, entereza de carácter; la entereza de carácter, esperanza.Y esta esperanza no nos defrauda, porque Dios ha derramado su amor en nuestro corazón por el Espíritu Santo que nos ha dado.
A la verdad, como éramos incapaces de salvarnos, en el tiempo señalado Cristo murió por los malvados.Difícilmente habrá quien muera por un justo, aunque tal vez haya quien se atreva a morir por una persona buena Pero Dios demuestra su amor por nosotros en esto: en que cuando todavía éramos pecadores, Cristo murió por nosotros.
Y ahora que hemos sido justificados por su sangre, ¡con cuánta más razón, por medio de él, seremos salvados del castigo de Dios! Porque si, cuando éramos enemigos de Dios, fuimos reconciliados con él mediante la muerte de su Hijo, ¡con cuánta más razón, habiendo sido reconciliados, seremos salvados por su vida! Y no sólo esto, sino que también nos regocijamos en Dios por nuestro Señor Jesucristo, pues gracias a él ya hemos recibido la reconciliación
. Romanos 5: 1-11


AMEN¡¡¡

sábado, 4 de diciembre de 2010

El desaliento

No estamos siendo derrotados, estamos siendo renovados:
"Por tanto, no desmayamos; antes aunque este nuestro hombre exterior se va desgastando, el interior no obstante se renueva de día en día. Porque esta leve tribulación momentánea produce en nosotros un cada vez más excelente y eterno peso de gloria; no mirando nosotros las cosas que se ven, sino las que no se ven; pues las cosas que se ven son temporales, pero las que no se ven son eternas".2 Corintios 4.16-18
Pablo dice que no nos desanimamos porque aunque por el momento lo pasemos mal, interiormente Dios nos está renovando. Dice que nuestros problemas son ligeros, que no duran mucho y en Dios nos realizan algo bueno.
Un Versículo Para Memorizar:
¿No te he mandado que te esfuerces y seas valiente?

No temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo

dondequiera que vayas. Josué 1.9.

Que hacer ante el desaliento:
"Porque los que duermen, de noche duermen; y los que están borrachos, de noche están borrachos.
Mas nosotros, que somos del día, estemos sobrios, vestidos de cota de fe y de caridad, y la esperanza de salud por yelmo.
Porque no nos ha puesto Dios para ira, sino para alcanzar salud por nuestro Señor Jesucristo;
El cual murió por nosotros, para que ó que velemos, ó que durmamos, vivamos juntamente con él.
Por lo cual, consolaos los unos á los otros, y edificaos los unos á los otros, así como lo hacéis.
Y os rogamos, hermanos, que reconozcáis á los que trabajan entre vosotros, y os presiden en el Señor, y os amonestan:
Y que los tengáis en mucha estima por amor de su obra. Tened paz los unos con los otros.
También os rogamos, hermanos, que amonestéis á los que andan desordenadamente, que consoléis á los de poco ánimo, que soportéis á los flacos, que seáis sufridos para con todos.
Mirad que ninguno dé á otro mal por mal; antes seguid lo bueno siempre los unos para con los otros, y para con todos.
Estad siempre gozosos.
Orad sin cesar.
Dad gracias en todo; porque esta es la voluntad de Dios para con vosotros en Cristo Jesús.
No apaguéis el Espíritu.
No menospreciéis las profecías.
Examinadlo todo; retened lo bueno.
Apartaos de toda especie de mal.
Y el Dios de paz os santifique en todo; para que vuestro espíritu y alma y cuerpo sea guardado entero sin reprensión para la venida de nuestro Señor Jesucristo."
1° Tesalonicenses 5:7-23

ORACIÓN:
Señor, gracias por poder ser yo misma. No tengo que fingir,entiendo que soy humana y,que, en muchas ocasiones, me desanimo y desaliento porque no veo los resultados que esperaba o no van al mismo ritmo que yo anticipaba.Entiendo que esto me sucede cuando deseo que se haga mi voluntad y no la tuya, cuando quiero que todo se realice en mis tiempos y no en los tuyos.Cuando mi fe flaquea por no entender que que tu ejecutas primero y luego revelas y que eso no significa que no estés actuando en mi vida. Ayúdame, a no perder la perspectiva y si esto sucede a recobrarla pensando en tu soberanía, en tu trabajo único y singular, en tu plan de salvación.Ayúdame a entender que cuando me desgasto por fuera,es porque por dentro me estas renovando.
AMEN ¡¡¡¡

miércoles, 1 de diciembre de 2010

Yo puedo llegar a ser el héroe de la profecía

"¿Qué es lo que tienes en la mano?" preguntó el SEÑOR- Una vara respondió Moisés.Éxodo 4:2

Entonces Jehová dijo a Moisés: ¿Por qué clamas a mí? Di a los hijos de Israel que marchen. Y tú alza tu vara, y extiende tu mano sobre el mar, y divídelo, y entren los hijos de Israel por en medio del mar, en seco. Éxodo 14:15-31.

El Señor le dice a Moisés que porque clama a Él, si ya tiene la autoridad, que lo único que tiene que hacer es actuar en su nombre y tomar la autoridad sobre cualquier cosa que se este oponiendo en el camino del pueblo del Señor. Vemos que Dios paró en seco la prédica de Moisés. Lo que Dios le estaba diciendo es:

“Ya basta de palabras, Yo sé que tu crees, pero AHORA ES TIEMPO DE ACTUAR.De mostrar esa fe en obras, de nada sirve creer, si no vamos a actuar, no actuar por fe, es no tener fe, la fe se demuestra actuando, no existe la fe sin obras.Hay un tiempo para creer, y un tiempo para actuar. Si no actuamos en el momento que viene la fe, esa fe se convertirá en incredulidad y dureza de corazón.

El Señor le preguntó a Moisés ¿Qué es lo que tienes en la mano? y Moisés en ese momento tenía una vara, el señor le demostró que con esa vara podía dividir el mar. ¿ Qué es lo que tienes en la mano? ¿Con qué cuentas? de que herramienta te dotó el Señor? que don te dio el Señor?

Utilízalo y también podrás hacer lo que Moisés. El Señor nos da a todos el poder de hacer cosas, de lograr imposibles, él solo te pregunta ¿Que tienes en la mano? ¿Con que cuentas? Revisa cuales son tus herramientas, cuales son tus dones y conviértete en el héroe de está profecía.

Eso fue lo que hizo Moisés, cuando escuchó el mandato de fe extendió su vara y el mar se abrió en dos, los hijos de Israel pasaron en seco, pero los egipcios murieron ahogados.Si tu has ido a la Palabra, y la fe ha crecido en tu corazón, es el momento que actúes en ella. Tu recibirás las cosas que deseas de Dios. Moisés escuchó la predicación de Jesús; luego creyó, y en tercer lugar actuó en la Palabra de Dios.


Y tú alza tu vara...actúa, pon en obras tu fe, conviértete en el héroe de esta profecía.

viernes, 22 de octubre de 2010

Profecía no es adivinación...

Ezequiel:13:1 Vino a mí palabra de Jehová, diciendo:13:2 Hijo de hombre, profetiza contra los profetas de Israel que profetizan, y di a los que profetizan de su propio corazón: Oíd palabra de Jehová. 13:3 Así ha dicho Jehová el Señor: ¡Ay de los profetas insensatos, que andan en pos de su propio espíritu, y nada han visto!

Ezequiel:13:22 Por cuanto entristecisteis con mentiras el corazón del justo, al cual yo no entristecí, y fortalecisteis las manos del impío, para que no se apartase de su mal camino, infundiéndole ánimo,13:23 por tanto, no veréis más visión vana, ni practicaréis más adivinación; y libraré mi pueblo de vuestra mano, y sabréis que yo soy Jehová.

“Pero la sabiduría que es de lo alto es primeramente PURA, después PACÍFICA, AMABLE, BENIGNA, llena de MISERICORDIA y de BUENOS FRUTOS, sin INCERTIDUMBRES ni HIPOCRESÍA” Santiago 3:17.

¿Qué es una profecía...?

La realidad es que el término “profecía”, desde el punto de vista bíblico, ni siquiera tiene que ver exclusivamente con la adivinación o predicción de sucesos. En el Nuevo Testamento, la palabra viene del griego “Prophetes”, que significa: “uno que habla pública o abiertamente, proclamador de un mensaje divino”. La palabra en hebreo, es una forma de “nabi”, que significa “uno a quien se le comunica el mensaje de Dios para su proclamación”.

¿Somos todos profetas...?

Si bien es cierto que no todos somos profetas, no es menos cierto que todos deberíamos ser profetas. Teniendo en claro que la profecía –bíblicamente hablando- no es sinónimo de predicción de eventos extra bíblicos, sino la proclamación de la voluntad de Dios, eso significa que cualquier cristiano puede profetizar y debería hacerlo porque la orden de Cristo es que prediquemos el evangelio. Cualquiera que predique el evangelio está –de por sí- profetizando; cualquiera que exhorte a un hermano –con apoyo bíblico- está profetizando; cualquiera que anime a un hermano –con apoyo bíblico- está profetizando; cualquier cristiano que consuele –basándose en las Escrituras- está profetizando:

Pero el que profetiza habla a los hombres para edificación, exhortación y consolación.(1 Co 14:3)

Todos, pues, podemos ser profetas:

Porque podéis profetizar todos uno por uno, para que todos aprendan, y todos sean exhortados. (1 Corintios 14:31)

Procuren, pues, tener amor, y al mismo tiempo aspiren a que Dios les dé dones espirituales, especialmente el de profecía. (1 Corintios 14:1)

Más claro no puede ser. Está dentro de la voluntad de Dios que todos los miembros de la iglesia se aprovechen de este don de la profecía. Dios quiere que todos busquemos que Él nos dé el don de profecía. Las únicas condiciones que se imponen para las reuniones cristianas son, primero, que hablen uno por uno; segundo, que solamente hablen dos o tres y tercero que lo que se diga este apoyado por las Sagradas Escrituras.

Los profetas hablen dos o tres, y los demás (los otros miembros o asistentes a la reunión) juzguen. (1 Corintios 14:29)

Los cristianos nos reunimos en un hogar, o donde sea, para practicar el ejercicio de la profecía, que es para exhortación, consuelo, edificación de todos; no para predecir acontecimientos extra bíblicos.

Otra cosa importante que podemos mencionar, es que el apóstol inspirado ordena a todos los miembros de la iglesia a que juzguen el contenido de la exhortación para ver si procede de Dios o no. Pablo no obliga a que se les crea a quienes profeticen (que no es, repito, predecir eventos) sino que insta a juzgar si el mensaje es genuino. Y todos estamos obligados a juzgar, no solamente algunos miembros especialmente “ungidos” o inteligentes.

La profecía es la declaración de la voluntad de Dios. Y la voluntad de Dios está contenida en la Biblia. Así que profetizar es, ni más ni menos, que declarar lo contenido en la Biblia con el propósito DE EXHORTAR, EDIFICAR O CONSOLAR.

La palabra de Dios no es para extorsionar ni manipular a la gente creándoles sentimientos de culpa o temor. La palabra de Dios es para proclamarla exhortando, consolando y edificando (es decir, profetizando) a la iglesia.

La profecía no es predecir catástrofes o hacer adivinaciones particulares. Eso es abominación a los ojos de Dios.

Yo puedo decirle a mi hija, por ejemplo: “Si tú no te arrepientes y vuelves a Dios, te condenarás”; eso es profecía y está registrado en la Biblia, es una exhortación. Pero no puedo decirle: “Dios me envía a decirte que si sigues pecando vas a morir atropellada por un autobús”. Eso no tiene fundamente bíblico. Aunque es posible que Dios lo inquiete a uno para hablarle a una persona particular, el mensaje debe ser ceñido estrictamente a las Escrituras, sin adornos ni pretensiones que busquen que quien reciba el mensaje bíblico nos mire como si fuéramos una especie de profeta Elías.

Porque todos los profetas y la ley profetizaron hasta Juan. (Mat 11:13)

A quienes siguen asegurando tercamente, contra toda evidencia escritural, que Dios les revela acontecimientos futuros, sean catástrofes, ganadores de elecciones u otras cosas, mediante sueños, visiones u otros medios extra bíblicos, les recuerdo la advertencia de Dios:

"Cuando entres a la tierra que Jehová, tu Dios, te da, no aprenderás a hacer según las abominaciones de aquellas naciones. No sea hallado en ti quien haga pasar a su hijo o a su hija por el fuego, ni quien practique adivinación, ni agorero, ni sortílego, ni hechicero, ni encantador, ni adivino, ni mago, ni quien consulte a los muertos. Porque es abominable para Jehová cualquiera que hace estas cosas, y por estas cosas abominables Jehová, tu Dios, expulsa a estas naciones de tu presencia. Perfecto serás delante de Jehová, tu Dios. Porque estas naciones que vas a heredar, a agoreros y a adivinos oyen, pero a ti no te ha permitido esto Jehová, tu Dios. (Deuteronomio 18: 9-14)

No basta con que los adivinos aseguren que hablan de parte de Yahvé:

Mi mano estará contra los profetas que ven vanidad y adivinan mentira; no estarán en el consejo de mi pueblo, ni serán inscritos en el libro de la casa de Israel, ni a la tierra de Israel volverán. Y sabréis que yo soy Jehová, el Señor. (Ezequiel 13:9)

Hoy día, teniendo las Escrituras completas, no hacen falta profetas del tipo que hace predicciones. Primero, porque estas predicciones siempre estuvieron enmarcadas dentro del propósito de Dios en relación con el Mesías y, segundo, porque una vez llegado Cristo –cumpliendo los profetas del Antiguo Pacto- los acontecimientos futuros ya están escritos.

La máxima autoridad profética es la bendita Palabra de Dios. Cualquier enseñanza o profecía que nos entreguen, debemos cotejarla con ella y pidiendo la guía del Espíritu Santo. Pedro nos insta a estar atentos teniendo presente que ninguna profecía es de interpretación privada sino que ésta vino por inspiración del Espíritu de Dios.

Profetizar es, ni más ni menos, que declarar lo contenido en la Biblia con el propósito DE EXHORTAR, EDIFICAR O CONSOLAR La profecía no es predecir catástrofes o hacer adivinaciones particulares. Eso es abominación a los ojos de Dios.

AMEN¡¡¡

La sabiduría que viene del cielo...

“Pero la sabiduría que es de lo alto es primeramente PURA, después PACÍFICA, AMABLE, BENIGNA, llena de MISERICORDIA y de BUENOS FRUTOS, sin INCERTIDUMBRES ni HIPOCRESÍA”.
El único requisito para comprender las características de la Sabiduría Divina, y tomar decisiones firmes en el Señor, es la habilidad de leer este versículo de Santiago 3:17.
Cuando confrontamos una decisión importante, siempre vale la pena compararla con este pasaje. Si todas las características mencionadas en ese texto concuerdan con lo que nos proponemos hacer, la decisión probablemente es correcta. Dios, la fuente de toda sabiduría, nunca pasa por alto alguna de estas características.

Analicemos pues, punto por punto, estas características:
La primera de estas características es la pureza. Vemos que la sabiduría "es primeramente pura." Esto implica que si una persona no es pura no tendrá las otras características. Las demás provienen de la pureza de la vida. Pero, si un creyente es puro de corazón, y si de los más profundos rincones de su ser emana pureza de vida, será natural para él ser pacífico, amable, benigno, lleno de misericordia, sin incertidumbre y sin hipocresía.
La sabiduría de Dios es, sobre todo pura y luego pacífica. Hay algo muy natural en este orden. La Biblia enseña que cuando alguien recibe a Cristo como su Salvador personal es "limpio de todo pecado" y "la paz de Dios viene a su corazón."

También esta sabiduría es amable. La benignidad es la cuarta característica de la sabiduría. Una persona benigna demuestra compasión, gentileza, bondad y clemencia a otros.
El verdadero sabio es aquel que está lleno, hasta rebosar, de misericordia hacia los demás, y se lo manifiesta en buenos frutos. Esta misericordia se manifiesta con dar ayuda práctica, porque la vida cristiana no es solamente una emoción - es acción.

La última característica que se ve en el verso 17 es: "sin incertidumbre ni hipocresía," que significa no tener dudas. El problema de incertidumbre e hipocresía está en lo más profundo del ser - ¡Está en el corazón! Solo Cristo puede sanar esta enfermedad, y lo hace cuando nos arrepentimos del pecado y volvemos a Él con una fe sencilla como la de un niño.
En todo mensaje que viene de lo "alto" que viene del cielo deben cumplirse estas características, se debe sentir la pureza del mismo, debe darnos paz, debe ser amable, benigno, lleno de misericordia, sin incertidumbre. Sabremos entonces si el mensaje viene del cielo, donde quiera que estemos si sentimos esa paz, si no nos inquieta y nos llena de incertidumbre.

Isaías 41:10: No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.
Si el Señor lo dijo, es seguro que lo hará. Todo inicia aceptando a Jesús como nuestro Señor y Salvador. Si no tienes en quién confiar, si te sientes solo y desamparado es porque no conoces al Dios todopoderoso, al que puede acompañarte y ayuda en medio de la adversidad. Él tiene el poder y la autoridad para sustentar cualquier cosa por adversa que sea.

Hagamos una confesión de fe y digamos como Isaías: “no temeré”. Recuerda tus temores y deséchalos. Enfrenta el miedo y dile en la cara que no te asusta porque Jesús está contigo. Cuando afrontas el temor y te abandonas en Sus brazos, Él te sustenta y dice: “no desmayes porque yo soy tu Dios que te esfuerzo y siempre te ayudaré”.


Y a ustedes, ¿Quién les va a hacer daño, si se esfuerzan por hacer el bien? Dichosos si sufren por causa de la justicia “NO TEMAN LO QUE ELLOS TEMEN, NI SE DEJEN ASUSTAR”. Más bien, honren en sus corazones a Cristo como Señor. Estén siempre preparados para responder a todo el que les pida razón de la esperanza que hay en ustedes. (Pedro 3: 13-15)
"Sin embargo en todo esto somos mas que vencedores por medio de aquel que nos amo. Pues estoy convencido de que ni la muerte, ni la vida, ni los ángeles, ni los demonios, ni lo presente, ni lo por venir, ni los poderes, ni lo alto, ni lo profundo, ni cosa alguna en toda la creación, podrá apartarnos del amor que Dios nos ha manifestado en Cristo Jesús nuestro Señor. Romanos 8:37.
AMEN¡¡¡

jueves, 21 de octubre de 2010

¿Quién que sea inocente ha perecido?...

Job:4:2. A esto respondió Elifaz de Temán :"Tal vez no puedas aguantar que alguien se atreva a decirte algo, pero ¿Quién podría contener las palabras?. Tú que impartías instrucción a las multitudes y fortalecías las manos decaídas; tú que con tus palabras sostenías a los que tropezaban y fortalecías las rodillas que flaqueaban; ¡ Ahora que afrontas las calamidades, no las resistes¡; ¡Te ves golpeado y te desanimas¡ ¿No debieras confiar en que temes a Dios y en que tu conducta es intachable? PONTE A PENSAR: ¿QUIÉN QUE SEA INOCENTE HA PERECIDO? ¿CUANDO SE HA DESTRUIDO A LA GENTE INTEGRA?

Job:5:17. ¡Cuan dichoso es el hombre a quien Dios corrige¡ no menosprecies la disciplina del Todopoderoso. Porque el hiere, pero venda la herida; golpea pero trae alivio. De seis aflicciones te rescatará. y la séptima no te causará ningún daño. Cuando haya hambre te salvara de la muerte; cuando haya guerra te librara de la espada. Estarás a salvo del latigazo de la lengua, y no temerás cuando venga la destrucción. Te burlaras de la destrucción y del hambre, y no temerás a las bestias salvajes, pues harás un pacto con las piedras del campo y las bestias salvajes estarán en paz contigo. Reconocerás tu casa como lugar seguro; contaras tu ganado y ni un solo animal faltara. Llegaras a tener muchos hijos, y descendientes como la hierba del campo. Llegarás al sepulcro anciano pero vigoroso, como las gavillas que se recogen a tiempo. Esto lo hemos examinado, y es verdad. Así que escuchalo y compruébalo tu mismo.

Job: 11: 13. Pero si le entregas tu corazón y hacia el extiendes las manos, si te apartas del pecado que has cometido y en tu morada no das cabida al mal, entonces podrás llevar la frente en alto y mantenerte firme y libre de temor. Ciertamente olvidaras tus pesares, o los recordaras como el agua que paso. Tu vida sera mas radiante que el sol de mediodía y la oscuridad sera como el amanecer. Vivirás tranquilo, porque hay esperanza; estarás protegido y dormirás confiado. Descansaras sin temer a nadie, y muchos querrán ganarse tu favor. Pero los ojos de los malvados se apagaran; no tendrán escapatoria. Su esperanza; no tendrán escapatoria. ¡ Su esperanza es exhalar el ultimo suspiro¡

AMEN¡¡¡

miércoles, 20 de octubre de 2010

Esto también pasará...

Hay una tierra en la que somos afligidos y las aflicciones son personales e intransmisibles, José dijo: “Dios me hizo fructificar en la tierra de mi aflicción”. Todos tenemos aflicciones, diferentes maneras o formas pero todos tenemos aflicciones, no creas que eres el único afligido. Tenemos que comprender es que TU aflicción no la de alguien más, si sabes aprovechar esa aflicción va a producir fruto en ti no en los demás,debes aprender a manejar tu propia aflicción, pensar que sólo tu tienes aflicciones es incorrecto, quizá las aflicciones no sean las mismas, unas pueden ser más intensas que otras, unos pueden ser afligidos en el área familiar, otros en el área profesional, pero tenemos una tierra en donde somos afligidos. No hay año que no tengamos algún tipo de aflicción y debemos prepararnos para que cuando llegue salgamos victoriosos.

Romanos 8:16-19 El Espíritu mismo da testimonio a nuestro espíritu, de que somos hijos de Dios. Y si hijos, también herederos; herederos de Dios y coherederos con Cristo, si es que padecemos juntamente con él, para que juntamente con él seamos glorificados. Pues tengo por cierto que las aflicciones del tiempo presente no son comparables con la gloria venidera que en nosotros ha de manifestarse. Porque el anhelo ardiente de la creación es el aguardar la manifestación de los hijos de Dios.
Debes comprender que las aflicciones son temporales, todas terminan, la aflicción se va, se va cuando haces a Dios tu refugio, la palabra de Dios es clara y debemos comprender que las aflicciones son temporales y la más fuerte de ellas no se puede comparar con la gloria que se va a manifestar en nosotros. Se van a manifestar en nosotros las aflicciones pero jamás tan intensas como la gloria que Dios va a manifestar en nosotros. Las aflicciones que pasamos por hacer lo bueno no son nada comparables con la recompensa que Dios te da por haberlo hecho.
Salmo 34:19 Muchas son las aflicciones del justo, pero de todas ellas le librará Jehová.
Aquí no dice que los justos no vamos a tener aflicciones, dice que vamos a tener “muchas” pero también dice que de todas nos librará Jehová, mientras estás en la aflicción pon tu mirada en gloria que Dios te va a dar.
Juan 16:33 Estas cosas os he hablado para que en mí tengáis paz. En el mundo tendréis aflicción; pero confiad, yo he vencido al mundo.

Jesús no dijo que íbamos a estar exentos de tener aflicción, Él dijo que de TODAS nos iba a librar. El dijo tendrán aflicciones, sólo una cosa les pido “confíen en mí”. El Señor nos pide que confiemos en Él en medio de la aflicción porque a veces son tan grandes o vienen tan seguidas que tenemos la tentación de desconfiar de Dios, Jesús dulcemente dijo “te va a pasar, pero te puedo pedir algo ¿podrías confiar un poco en mí? Yo te voy a librar de ellas, sólo ten paciencia”.

Puedes sufrir la aflicción de abstenerte de hacer cosas malas o la aflicción de hacer las buenas, puedes abstenerte de la aflicción de no querer ser un cristiano consagrado porque no quieres que digan que eres fanático o sufres la aflicción en el día del juicio cuando Él te diga “Por cuanto no fuiste ni frío ni caliente sino tibio te vomitaré de mi boca”. Si vas a sufrir o vas a ser afligido que sea por hacer lo bueno.


AMEN¡¡¡

lunes, 11 de octubre de 2010

"Mi Espíritu que está sobre ti y MIS palabras que he puesto en tus labios"

"En cuanto a mí, -dice el Señor- éste es mi pacto con ellos: Mi Espíritu que está sobre ti, y mis palabras que he puesto en tus labios, no se apartaran mas de ti ni de tus hijos, ni de tus descendientes, desde ahora y para siempre-dice el Señor-" Isaías: 59:21

"Mi Espíritu que está sobre ti y MIS palabras que he puesto en tus labios" : El Señor no dice LAS palabras que he puesto en ti, el dice MIS palabras que he puesto en ti, hay gran diferencia, porque a veces creemos o pedimos al Señor que ponga LAS palabras en nuestra boca antes de hablar, y no son LAS palabras , no son cualquier palabras, son SUS palabras, es SU Espíritu, y lo hace en PACTO, por eso dice, "desde ahora y para siempre", no son simples palabras, es él hecho Verbo , es su Espíritu.

1 Corintios 2:

3 Y me presenté ante vosotros débil, tímido y tembloroso.
4 Y mi palabra y mi predicación no tuvieron nada de los persuasivos discursos de la sabiduría, sino que fueron una demostración del Espíritu y del poder.
5 para que vuestra fe se fundase, no en sabiduría de hombres, sino en el poder de Dios.
6 Sin embargo, hablamos de sabiduría entre los perfectos, pero no de sabiduría de este mundo ni de los príncipes de este mundo, abocados a la ruina;
7 sino que hablamos de una sabiduría de Dios, misteriosa, escondida, destinada por Dios desde antes de los siglos para gloria nuestra,
8 desconocida de todos los príncipes de este mundo - pues de haberla conocido no hubieran crucificado al Señor de la Gloria -.
9 Más bien, como dice la Escritura, anunciamos: lo que ni el ojo vio, ni el oído oyó, ni al corazón del hombre llegó, lo que Dios preparó , para los que le aman.
10 Porque a nosotros nos lo reveló Dios por medio del Espíritu; y el Espíritu todo lo sondea, hasta las profundidades de Dios.
11 En efecto, ¿qué hombre conoce lo íntimo del hombre sino el espíritu del hombre que está en él? Del mismo modo, nadie conoce lo íntimo de Dios, sino el Espíritu de Dios.
12 Y nosotros no hemos recibido el espíritu del mundo, sino el Espíritu que viene de Dios, para conocer las gracias que Dios nos ha otorgado,
13 de las cuales también hablamos, no con palabras aprendidas de sabiduría humana, sino aprendidas del Espíritu, expresando realidades espirituales.
14 El hombre naturalmente no capta las cosas del Espíritu de Dios; son necedad para él. Y no las puede conocer pues sólo espiritualmente pueden ser juzgadas.
15 En cambio, el hombre de espíritu lo juzga todo; y a él nadie puede juzgarle.
16 Porque - ¿quién conoció la mente del Señor para instruirle? - Pero nosotros tenemos la mente de Cristo."

AMEN ¡¡¡


domingo, 10 de octubre de 2010

Actitud de fe

1 Juan 5:14-15, "Y esta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye. Y si sabemos que él nos oye en cualquiera cosa que pidamos, sabemos que tenemos las peticiones que le hayamos hecho".

Nuestra actitud de fe puede remover el corazón de Jesucristo.
La medida de los milagros de Cristo es, justamente, la medida de nuestra fe y confianza en Dios. ¿Qué hemos de hacer nosotros ante Dios, sino confiar en Él?
Pero lo que vivamos en nuestra carne, vivamoslo con fe, con esa fe que nos mueve a obedecer las indicaciones de Dios.

Si no vemos más milagros es porque le ponemos un limite a Dios, con nuestra desconfianza y deobediencia a su voluntad.


Olvidamos con tanta facilidad que todo nos viene de Dios y que a él todo lo debemos! Hagamos el propósito de mostrarnos confiados en Dios y agradecidos a Él.



AMEN¡¡¡

viernes, 24 de septiembre de 2010

Les ruego que hagan perfecta mi alegría,permaneciendo siempre unidos

Filipenses(2:1-5) ¨Si la exhortación en nombre de Cristo tiene algún valor, si algo vale el consuelo que brota del amor o la comunión en el Espíritu, o la ternura y la compasión,les ruego que hagan perfecta mi alegría, permaneciendo bien unidos. Tengan un mismo amor, un mismo corazón, un mismo pensamiento.No hagan nada por rivalidad o vanagloria, y que la humildad los lleve a estimar a los otros como superiores a ustedes mismos...¨


"Soy solamente uno. Pero soy uno. 

No puedo hacer todo, pero puedo hacer algo. 
Y como no puedo hacer todo, no me negaré a hacer ese algo que puedo hacer." 
Edward Everett Hale


No dejes que la posibilidad de las dificultades te asusten y te impidan hacer la obra de Dios. Nada que valga la pena es fácil; todo lo que es digno en la vida es un desafío. Y recuerda que tienes a la Suprema Fuente que te respalda. El Espíritu de Dios está siempre con las personas que están viviendo para él. ¡El hará posible que alcances los objetivos con los cuales ni siquiera has soñado!


Sed firmes y valientes, no temáis ni os aterroricéis ante ellos, porque el SEÑOR tu Dios es el que va contigo; no te dejará ni te desamparará.Deut.31:6

miércoles, 22 de septiembre de 2010

El Salón de la fama de la FE

Sabemos que el objetivo fundamental del "Salón de la Fama" es honrar a los personajes más destacados. El Salón de la Fama ha cobrado una singular relevancia a través del tiempo, donde su principal labor ha sido: Perpetuar el recuerdo de quienes han hecho grande a algún deporte, como el béisbol, por ejemplo.

Ahora bien; ¿Quienes están en ese salón de la fama? ¿los que dudaron de su capacidad? ¿Los que dudaron de su entrenador? ¿Porqué no todos los peloteros están en el salón de la fama? Sencillamente, porque hay unos que van más allá de sus capacidades físicas,obviamente limitadas, hay unos que creen que todo es posible,que pasan del la imaginación y el deseo de hacerlo, a concebirlo, gestarlo y luego darlo a luz como en un parto,creen en aquello que aun no ven,creen en el poder que los llamará a hacer lo extraordinario, no se conforman, están seguros que pueden y lo hacen, conciben su milagro por fe,quitan ese techo llamado "Duda" que no les permite que la bendición llegue a ellos, que el milagro de Dios obre en ellos.

Solo algunos llegan al Salón de la Fama, aunque todos podemos estar ahí, si tu naturaleza desconoció ese poder que Dios te dio de obrar milagros cuando te hizo a su imagen y semejanza, entonces léelo,comienza e creer en que tu también puedes estar en el "Salón de la fama de la fe" en la Biblia lo dice:

...La fe es la garantía de lo que se espera, la certeza de lo que no se ve. (hebreos 11:1)

La Biblia también tiene su "salón de la fama de la fe" en donde aparecen los "héroes de la fe" ¿Quiénes están ahí?,los que creyeron en Dios sin dudar, los que vieron la garantía de aquello que esperaban,los que tuvieron la certeza de lo que no veían:

Lo podemos leer en Hebreos 11,ahí está el relato de todos los que tuvieron confianza en Dios: Abel,Enoc,Noé,Abraham,Isaac,Jacob,José, Moisés,Todo el pueblo que cruzo el mar rojo...

Dice la Biblia en el versículo 32: ¿Qué mas voy a decir? me faltaría tiempo para hablar de Gedeón,Barac,Sansón,Jeft,David, Samuel y los profetas, los cuales por fe conquistaron reinos, hicieron justicia y alcanzaron lo prometido."

Todos ellos están el "salón de la fama de la fe" alcanzaron lo prometido.Dios hace milagros con las cosas más sencillas, cuando hay fe.
Cuántos prodigios sigue obrando nuestro buen Dios entre la gente que tiene fe! Dios nos ama a todos, porque para él, ricos o pobres, sabios o ignorantes, todos son sus hijos y a todos ama con amor infinito y a todos quiere bendecir con abundantes gracias y milagros y su misericordia es tan infinita que a veces aun cuando no creamos igual obra milagros para que comencemos a creer.

Siempre sucede aquello en lo que tienes fe; la fe hace que las cosas sucedan.

La creencia en Dios nos dice que aquello en lo que creamos es lo que en definitiva se convierte en nuestra realidad. "que se haga como has creído" esta frase aparece innumerables veces en la Biblia.

¿Cómo podemos hacer para activar esa fe? Es muy fácil aprendamos a separar la razón de la fe. Un creyente no se enfoca en su razonamiento, cuando desea o necesita algo, separa la razón de la fe para que no sea un impedimento, la razón cuando se trata de fe es la que actúa como ese "techo" que no permite que la bendición nos alcance. El pensamiento estructurado es bueno, ya sabemos que 1 más 1 es igual a 2, pero nuestro razonamiento tiene un límite,en cambio lo que puedes lograr por fe es ilimitado. Hay momentos para razonar y otros para creer. Si eres vendedor y ya hiciste lo humanamente posible, razonaste todas las estrategias de marketing, y no consigues nada, prueba activar la fe, acompaña tus estrategias de la fe en que vas a lograr el objetivo, ese objetivo que no ves, pero que estará garantizado por la fe.

Yo deseos estar en el Salón de la Fama de la Fe, yo quiero que Dios haga como he creído y Dios también quiere encontrar héroes de fe y llevarlos al salón de la fama, el único requisito: hacer la razón a un lado.
Pon tu mirada en Él como lo hacen algunos que conozco que incluso oran por los alimentos con la mesa puesta cuando no tienen nada para comer. Esa seguridad en la provisión divina les ha funcionado y han recibido lo que necesitan. Tú perteneces a un reino y eres hijo del Rey que está sentado en el trono, tiene el control y hará de acuerdo a la fe que le demuestres. Busca tus pensamientos de bien para que se hagan realidad. No dejes de creer especialmente en aquello que aun no ves.

AMEN.

PAZ Y BIEN¡¡ Y QUE DIOS EN SU INFINITA BONDAD, NOS CONCEDA IR MAS ALLÁ, DE ESTAS PALABRAS CONTENIDAS EN ESTE BLOG, PARA ARRIBAR ASÍ A LOS PIES DE LA PALABRA QUE ESTA ES LAS SAGRADAS ESCRITURAS, EN ELLAS ESTÁ LA VIDA QUE DESESPERADAMENTE ANHELAMOS.

lunes, 20 de septiembre de 2010

Es más fácil ser santo

Imagino que al igual que yo muchos pensaban que era mas difícil ser santo, pero no, resulta mucho más fácil ser santo que "pecar".

Escuche una charla de un pastor en la que decía que: Vivir en santidad es más fácil

Romanos 8:5 Porque el ocuparse de la carne es muerte, pero el ocuparse del Espíritu es vida y paz. Por cuanto los designios de la carne son enemistad contra Dios; porque no se sujetan a la ley de Dios, ni tampoco pueden; y los que viven según la carne no pueden agradar a Dios.

El que piensa en las cosas de la carne se ocupa en las cosas de la carne y cosecha corrupción y muerte. El que piensa en las cosas Espíritu, se ocupa en las cosas del Espíritu y cosecha paz y vida eterna.

Gálatas 5:16-25 instruye sobre la vida en el Espíritu: Digo, pues: Andad en el Espíritu, y no satisfagáis los deseos de la carne... Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios. Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza; contra tales cosas no hay ley. Pero los que son de Cristo han crucificado la carne con sus pasiones y deseos. Si vivimos por el Espíritu, andemos también por el Espíritu.

Continuaba diciendo: No eres más santo porque no tenga deseos, sino porque logras evitar darles gusto.Estamos hechos de carne y hueso, somos humanos y tenemos impulsos."Pero los que son de Cristo han crucificado la carne con sus pasiones y deseos"

Créeme, es más fácil ser santo. Por ejemplo, los que mienten se complican la vida, tienen que estar muy atentos de lo que dijeron, los detalles de la mentira, a quien se lo dijeron, que día ocurrió la mentira, a que horas, quienes formaron parte de la mentira, para no caer en evidencia y que los descubran en la mentira.No podrá dormir en paz, pensando que se descubra su mentira.Es complicado mentir sin ser descubierto, las mentiras como dice el refrán "Tienen patas cortas" siempre serán descubiertas, luego de todo ese trabajo y de todo ese tiempo utilizado en esa mentira, al final será descubierta.

Por el contrario el que dice la verdad, lo dijo y punto, es su verdad aquí y allá, para este o aquel y podrá dormir en paz, pues no teme ser descubierto

Hacer negocios ilícitos no sólo es arriesgado sino también vergonzoso cuando te descubren, terminas hasta en la cárcel.

Es más sencillo ser santo que vivir en fornicación, dejando hijos regados por el mundo, manteniendo a varias familias,sin poder ser padre de ninguno de esos hijos a tiempo completo, sin paz ni tranquilidad.

Decía el pastor: Al cielo van solamente los inteligentes. Qué complicada es la vida de pecado, por el contrario, es tan sabroso vivir en santidad.

El amor, paz, gozo, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza no son castigados por ninguna ley, son virtudes y frutos agradables del Espíritu Santo.

Nadie que ha pecado gana al final. El pecado es destructor y nos hace enemigo de Dios.
Dios no puede ser burlado, cosecharemos todo lo que sembremos.

AMEN¡¡¡

jueves, 16 de septiembre de 2010

Las cartas de Pablo

El Señor dijo a Pablo: “Yo soy Jesús, a quien tú persigues.Pero levántate y ponte en pie, porque me he dejado ver por ti para hacerte ministro y testigo de lo que has
visto y de lo que todavía te mostraré. Yo te libraré de tu pueblo y de los gentiles a los que te envío, para que abras sus ojos y así se conviertan de las tinieblas a la
luz y del poder de Satanás a Dios, y reciban el perdón de los pecados y la herencia entre los santificados por la fe en mí” (Hch 26,15-18).

¿Quién era Pablo?
Su nombre hebreo era Saulo. Era judío de raza, griego de educación y ciudadano romano. Nació en la provincia romana de Cilicia, en la ciudad de Tarso. Era inteligente y bien preparado. Había estudiado en las mejores escuelas de Jerusalén.
Era enemigo de la nueva religión cristiana ya que era un fariseo muy estricto. Estaba convencido y comprometido con su fe judía. Quería dar testimonio de ésta y defenderla a toda costa. Consideraba a los cristianos como una amenaza para su religión y creía que se debía acabar con ellos a cualquier costo. Se dedicó a combatir a los cristianos.

La conversión de Pablo
En el camino a Damasco, se le apareció Jesús en medio de un gran resplandor, cayó en tierra y oyó una voz que le decía: “Saulo, Saulo, ¿por qué me persigues?” ( Hechos de los Apóstoles 9, 1-9.20-22.).
Con esta frase, Pablo comprendió que Jesús era verdaderamente Hijo de Dios y que al perseguir a los cristianos perseguía al mismo Cristo que vivía en cada cristiano. Después de este acontecimiento, Saulo se levantó del suelo, y aunque tenía los ojos abiertos no veía nada. Lo llevaron a Damasco y pasó tres días sin comer ni beber. Ahí, Ananías, obedeciendo a Jesús, hizo que Saulo recobrara la vista, se levantara y fuera bautizado. Tomó alimento y se sintió con fuerzas.
Estuvo algunos días con los discípulos de Damasco y después empezó a predicar a favor de Jesús, diciendo que era el Hijo de Dios. Saulo se cambió el nombre por Pablo. Fue a Jerusalén para ponerse a la orden de San Pedro.
La conversión de Pablo fue total y es el más grande apóstol que la Iglesia ha tenido. Fue el “apóstol de los gentiles” ya que llevó el Evangelio a todos los hombres, no sólo al pueblo judío. Comprendió muy bien el significado de ser apóstol, y de hacer apostolado a favor del mensaje de Jesús. Fue fiel al llamado que Jesús le hizo en al camino a Damasco.

Llevó el Evangelio por todo el mundo mediterráneo. Su labor no fue fácil. Por un lado, los cristianos desconfiaban de él, por su fama de gran perseguidor de las comunidades cristianas. Los judíos, por su parte, le tenían coraje por "cambiarse de bando". En varias ocasiones se tuvo que esconder y huir del lugar donde estaba, porque su vida peligraba. Realizó cuatro grandes viajes apostólicos para llevar a todos los hombres el mensaje de salvación, creando nuevas comunidades cristianas en los lugares por los que pasaba y enseñando y apoyando las comunidades ya existentes.


Cartas de Pablo
- A los Romanos
- I a los Corintios
- II a los Corintios
- A los Gálatas
- A los Efesios
- A los Filipenses
- A los Colosenses
- I a los Tesalonicenses
- II a los Tesalonicenses
- I a Timoteo
- II a Timoteo
- A Tito
- A Filemón
- Carta a los Hebreos

Su doctrina:

a)Justificado por la fe: como fariseo, Pablo creía estar justificado o salvado, por su práctica detallada de la ley. Pensaba que eran “sus” obras las que le hacían justo delante de Dios. Ahora descubre que sólo Cristo, con su muerte, hace justo al hombre, de una manera gratuita. No se trata, pues, de “merecer” la salvación sino de “recibirla”, adhiriéndose fielmente a Cristo 109.

b)La gracia de Dios: Pablo ha experimentado la gratuidad del amor de Dios. Ha descubierto que Dios nos ama, no porque somos buenos, sino para que seamos buenos. Esta es la fuente de gozo y seguridad para Pablo.

c)Jesucristo crucificado: la cruz, iluminada por la resurrección, se encuentra en el corazón de Pablo. A los pies del Crucificado, Pablo se siente pecador, pero perdonado. El Jesús de Pablo es siempre el Cristo Crucificado (carta a los filipenses).

d)La Iglesia, Cuerpo de Cristo: Pablo percibe la unión entre Jesús y sus discípulos, entre la cabeza y el cuerpo (carta a los corintios) y se hace miembro vivo de este cuerpo

e)Apóstol de Jesucristo: a partir del encuentro con Jesús, Pablo quedará absolutamente enamorado de Cristo y se lanzará al apostolado con pasión, sin tregua ni mengua. Predica, primero a los judíos; después, al ser rechazado por éstos, predica a los gentiles o paganos.

Señor, dame la misma pasión por ti y por la salvación de las almas que tuvo Pablo, para que también yo me gaste y me desgaste, hasta ver que todos te conozcan,te amen y te sigan.

Amén.

Vistiéndonos de Cristo

"Pónganse pues, el vestido que conviene a los elegidos de Dios, sus santos muy queridos: la compasión tierna, la bondad, la humildad. la mansedumbre, la paciencia. Sopórtense y perdónense unos a otros, si uno tiene motivo de quejas contra otro. Como el Señor los perdonó a su vez, hagan ustedes lo mismo.Por encima de esta vestidura pondrán como cinturón el amor, que lo hace todo perfecto. Así la paz de Cristo reinará en sus corazones, pues para esto fueron llamados y reunidos. Finalmente, sean agradecidos.Que la palabra de Cristo habite y se sienta a gusto entre ustedes. Tengan sabiduría, para que puedan enseñar y aconsejar unos a otros; canten a Dios de todo corazón y con gratitud salmos, himnos y alabanzas espontaneas. Y todo lo que puedan decir o hacer, háganlo en el nombre del Señor Jesús, dando gracias a Dios Padre por medio de el".(Colosenses 3:12-17)


“Porque todos los que habéis sido bautizados en Cristo, de Cristo estáis revestidos.”(Gá 3:27).


"Si en verdad le habéis oído, y habéis sido por él enseñados, conforme a la verdad que está en Jesús.En cuanto a la pasada manera de vivir, despojaos del viejo hombre, que está viciado conforme a los deseos engañosos,y renovaos en el espíritu de vuestra mente,y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad.Por lo cual, desechando la mentira, hablad verdad cada uno con su prójimo; porque somos miembros los unos de los otros.Airaos, pero no pequéis; no se ponga el sol sobre vuestro enojo,ni deis lugar al diablo.El que hurtaba, no hurte más, sino trabaje, haciendo con sus manos lo que es bueno, para que tenga qué compartir con el que padece necesidad.Ninguna palabra corrompida salga de vuestra boca, sino la que sea buena para la necesaria edificación, a fin de dar gracia a los oyentes.Y no contristéis al Espíritu Santo de Dios, con el cual fuisteis sellados para el día de la redención.Quítense de vosotros toda amargura, enojo, ira, gritería y maledicencia, y toda malicia.Antes sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo".Efesios 4:21-32


AMEN¡¡¡

martes, 7 de septiembre de 2010

Decidir, escoger y apropiarse

En Lc 10:38-41 leemos:
«Aconteció que yendo de camino, entró en una aldea; y una mujer llamada Marta le recibió en su casa. Esta tenía una hermana que se llamaba María, la cual sentándose a los pies de Jesús, oía su palabra. Pero Marta se preocupaba con muchos quehaceres, y acercándose, dijo: Señor,¿no te da cuidado que mi hermana me deje servir sola? Dile, pues, que me ayude. Respondiendo Jesús, le dijo: Marta, Marta, afanada y turbada estás con muchas cosas. Pero sólo una cosa es necesaria; y María ha escogido la buena parte, la cual no le será quitada.»



"Marta, Marta, afanada y turbada estás con muchas cosas" y "María ha escogido la buena parte, la cual no le será quitada"

Decidir, escoger y apropiarse:

María decidió una sola cosa: escuchar al señor, escogió entre ayudar a su hermana y escuchar al señor "escogió la buena parte", y se apropio "la que no le sería quitada"
solemos caer en el error de Marta: Nos afanamos tanto en hacer cosas para el Señor, que olvidamos sentarnos a Sus pies.

Marta estaba haciendo algo muy hermoso para el Señor, ¡qué delicias culinarias habrá preparado para su amado Jesús! En un lenguaje más actualizado: quizás puso su mejor mantel sobre la mesa, su cuchillería especial, su vajilla exclusiva, en fin; y todo era para Él, y eso estaba bien.Es una ofrenda, pero lamentablemente, estaba olvidando que lo más importante era su intimidad con Jesús.María por el contrario, si supo elegir.

Es en Su presencia donde somos revitalizados, es ahí donde todo nuestro yo recibe el descanso necesario; es en la intimidad con el Amado cuando le conocemos más, y, por lo tanto, aprendemos a amarle más. Es ahí donde nuestra visión se amplía, es ahí donde la restauración se produce a la velocidad que corresponde; es a Sus pies donde perdonamos al que nos dañó, porque hemos entendido mejor el perdón de Dios; es en ese momento cuando nuestras lágrimas son enjugadas, y es en la íntima comunión con Dios cuando nuestra gratitud a Él se expresa con mayor derramamiento de corazón.

No debemos afanarnos como Marta, haciendo cosas que agradan a Dios, debemos decidir cuales, de esas cosas nos acerca mas a Dios, debemos escoger cual de esas actividades tendrá nuestra atención, debemos apropiarnos de lo que no nos será quitado.

Es obligación del cristiano predicar,pero debemos saber que el predicar no es lo que nos mantiene vivos espiritualmente, tampoco el amor práctico que mostramos al necesitado, aunque lo hagamos de todo corazón. Es el estar en la presencia de Dios, el dedicarle tiempo especial a «nuestra relación» lo que nos renueva para seguir adelante, para poder hacer obras de corazón, si todo nuestro tiempo está en la calle, predicando, ayudando, sirviendo, no es que esté mal, todo lo contrario, ese es el deber cristiano, es solo que no debemos afanarnos como Marta en servirle a Dios, mas que en echarnos a sus pies y escucharle, nuestra relación intima, a solas con Dios, es lo que debemos escoger, y es de lo que nos debemos apropiar, pues es lo que no nos sera quitado.Es a lo que debemos dedicar mas tiempo.

Es establecer un orden de prioridades como lo hizo María, porque no es que Marta no lo amara, Marta lo amaba, quería servirle, lo que estaba haciendo lo estaba haciendo también para el señor, pero no lo eligió a él, por encima de todo como lo hizo María.


Veamos este ejemplo, un pastor, un sacerdote, puede ser removido de el culto, de la iglesia, de la parroquia donde presta sus servicios a Dios,un predicador puede hasta perder a sus seguidores... pero sus horas de intimidad con el Señor, eso nadie se lo puede quitar, eso no lo puede remover nadie,esa parte no le será quitada.

A veces en ese querer servir a Dios, dedicamos todo nuestro tiempo "a servir" y nos olvidamos de estar a solas con ÉL, adquirimos tantas responsabilidades que no nos queda tiempo para lo mas importante, "echarnos a sus pies y escucharle", intimar con él, vaciar nuestro corazón ante su presencia, deleitarnos con esa intima comunicación...¿que puede ser mas importante?, ¿que puede llenar mas nuestro espíritu? Donde si no es a sus pies, podemos recargar nuestro espíritu para poder servir al resto en su nombre.

Marta en su abstracción y su afán de servirle primero, hasta corrigió al señor: "Señor,¿no te da cuidado que mi hermana me deje servir sola? Dile, pues, que me ayude".
Respondiendo Jesús, le dijo: Marta, Marta, afanada y turbada estás con muchas cosas. Pero sólo una cosa es necesaria; y María ha escogido la buena parte, la cual no le será quitada.

A veces vemos personas que en ese querer servir a Dios ocupan todo su tiempo, mas tiempo que el que pasan a solas con El, y el señor se lo dijo muy claro a Marta, María ha escogido la buena parte, la que no le será quitada...y que fue lo que escogió Maria "Echarse a los pies del Señor y escuchar su palabra", intimar con el Señor, aprovechar ese momento con el,no hacer ninguna otra cosa que llenarse de el.Nada, absolutamente nada, es mas importante que estar en la presencia del Señor.

Hasta el propio Jesús dedicaba mas tiempo a estar en intimidad con Dios(Lc 6,12-19): En aquellos días, Jesús se fue al monte a orar, y se pasó la noche en la oración de Dios. En estas palabra del evangelio: «En aquellos días, Jesús se fue al monte a orar, y se pasó la noche en la oración de Dios» (Lc 6,12).Se nos dice claramente que la elección de los doce discípulos —decisión central para la vida futura de la Iglesia— fue precedida por toda una noche de oración de Jesús, en soledad, ante Dios, su Padre.Sólo desde esta profunda, larga, intima y constante oración,el Señor podía obtener la fuerza y la luz necesarias para continuar su misión de obediencia al Padre para cumplir su obra de salvación de los hombres.

PAZ Y BIEN Y QUE DIOS EN SU INFINITA BONDAD, NOS CONCEDA IR MAS ALLÁ, DE ESTAS PALABRAS CONTENIDAS EN ESTE BLOG, PARA ARRIBAR ASÍ A LOS PIES DE LA PALABRA QUE ESTA ES LAS SAGRADAS ESCRITURAS, EN ELLAS ESTA LA VIDA QUE DESESPERADAMENTE ANHELAMOS.

Sé todo tú, la mejor ofrenda a Dios...

"Caín trajo del fruto de la tierra una ofrenda a Jehová. Abel trajo de los primogénitos de sus ovejas, de lo más gordo de ellas.Miró Jehová con agrado a Abel y a su ofrenda. Pero no miró con agrado a Caín y la ofrenda suya. Y se ensañó Caín en gran manera, y decayó su semblante".Genesis 4.

En este versículo de la Biblia podemos notar que nuestra actitud en la adoración es más importante que el tipo de ofrenda que traigamos a Dios. Nos enseña que la ofrenda de Abel fue aceptada por Dios porque fue ofrecida con fe. El hombre sólo puede observar las apariencias exteriores, pero Dios puede mirar dentro de nuestros corazones. “El bien que hacen los buenos proviene de lo que hay en el corazón, y el mal que hacen los malos proviene de lo que hay en su corazón, porque las palabras denuncian lo que hay en el corazón”(Lucas 6:45) Caín tenía una actitud mala. No quería someterse a Dios. Y Dios ya lo sabía, como sabía que Abel quería darle de corazón lo mejor de él.(2Cronicas 16:9) – “Porque los ojos de Jehová contemplan toda la tierra, para mostrar su favor de los que tienen corazón perfecto para con él. Cain intentaba ser cristiano Abel se comportaba como cristiano, Cain se quedo en ese intento y no lo logró, cayo en tentación y atento contra su hermano y lo mató.

Ambos ofrendaron, pero la biblia hace una diferencia en el tipo de ofrendas, Caín solo trajo el fruto de la tierra,pero Abel le entrego lo mejor de si a Dios, no solo por la mejor y mas gorda ovehja, sino por el amor y la adoración con lo que lo hizo.

Nosotros podríamos pecar de estar "intentando ser Cristianos", cuando damos el diezmo sin convencimiento, o pensando que "es mucho dinero para Dios", cuando oramos solo por una urgencia y luego ni siquiera le damos las gracias ,cuando lo alabamos porque vemos a otros,cuando le hacemos una oración por costumbre, una alabanza porque alguien más te diga, cuando damos gracias por los alimentos con una oración apresurada que no sale de nuestro corazón, cuando decimos que estamos arrepentidos pero no hay dolor al recordar el pecado...Nos olvidamos de que ese corazón que esta sintiendo todo eso lo esta mirando Dios y no la ofrenda, y no mira la ofrenda porque no es como la de Abel, no le damos lo mejor de nosotros, vivimos "intentando ser cristianos", seguimos haciendo las mismas cosas, seguimos participando de las mismas cosas, teniendo los mismos amigos, compartiendo los mismos chistes, viendo los mismos programas de TV, haciendo lo mismo en fin seguimos siendo los mismos, no le ofrendamos a Dios lo mejor de nosotros.

Abel ofrendó lo mejor para Dios, porque entendió por la fe que Dios se merecía lo mejor. No es darle a Dios parte de nuestro tiempo, parte de nuestras vidas, parte de nuestro dinero, parte de lo que sea que tengamos; sino darle a Dios lo mejor porque Dios se merece lo mejor.

Hay muchas cosas las cuales Dios ha hecho en nuestras vidas que nos muestran su gran amor. Entregarnos a su hijo para nuestra salvación es un acto de amor que no tiene un calificativo por lo supremo que es, ¿y nosotros? entregándole nuestras migajas a Él.

Ahora, pues, Israel, ¿qué pide Jehová tu Dios de ti, sino que temas a Jehová tu Dios, que andes en todos sus caminos, y que lo ames, y sirvas a Jehová tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma; que guardes los mandamientos de Jehová y sus estatutos, que yo te prescribo hoy, para que tengas prosperidad? Deuteronomio 10.12-13, para nosotros el darle lo mejor es una ganancia, Dios no necesita nada de nosotros, todo es una ganancia para nosotros únicamente.

Darle lo mejor de nosotros a Dios, es lo que Dios quiere de nosotros, no simplemente una ofrenda como Caín, sino lo mejor como la ofrenda de Abel, y eso agrada a Dios. Si queremos agradar a Dios necesitamos darle lo mejor de nosotros a Dios.

Aprender de Abel nos permite entender que no importa quienes seamos, de qué familia vengamos, donde estemos, nuestra situación económica, o quien nos relacionemos; Dios se merece lo mejor de ti y de mí. Si no estabamos dándole la importancia a Dios, si las cosas con Dios iban a mitad de camino es tiempo de reflexionar e ir de paso a paso haciendo cada lo más agradable y para Dios, pues él se merece lo mejor de nuestras vidas.

Debemos dejar de intentar ser Cristianos ...hay que ser Cristianos y ¿Cómo? nuestro corazón debe dictar nuestro comportamiento como Cristiano, comencemos con estos cinco pasos:

En primer lugar Creer en Jesucristo, abraza por medio de la fe a Cristo, que lo dio todo por nosotros.
En segundo lugar tener un corazón arrepentido de verdad, un corazón arrepentido se reconoce por el dolor que siente por haber pecado.Reconoce tu incapacidad para las cosas de Dios. Reconoce que no estas dando lo mejor de ti y siente ese dolor de no haber dado lo mejor de ti a Dios.
En tercer lugar Fija la mente en las cosas de Dios, abraza las cosas de Dios, la palabra , el ayuno, deja tus deleites y alimenta tu vida espiritual, deja de hacer lo vienes haciendo , todo eso que no es de Dios déjalo.
en cuarto lugar, dile adiós a la culpa y recibe la gracia de saberte amado de Dios.
y quinto y ultimo; ofrece tu vida y tu cuerpo a Dios, ofrecele todo a Dios, que tu vida sea una ofrenda diaria a Dios, ni siquiera elijas lo que vas a ofrendar a Dios, se tú con tu comportamiento "cristiano" una ofrenda a Dios.

PAZ Y BIEN Y QUE DIOS EN SU INFINITA BONDAD, NOS CONCEDA IR MAS ALLÁ, DE ESTAS PALABRAS CONTENIDAS EN ESTE BLOG, PARA ARRIBAR ASÍ A LOS PIES DE LA PALABRA QUE ESTA ES LAS SAGRADAS ESCRITURAS, EN ELLAS ESTA LA VIDA QUE DESESPERADAMENTE ANHELAMOS.

viernes, 3 de septiembre de 2010

Lo que claramente aborrece el Señor

"Seis cosas aborrece el Señor y aun siete abomina su alma: Los ojos altivos, la lengua mentirosa, las manos derramadoras de sangre inocente, El corazón que maquina pensamientos inicuos, Los pies presurosos para correr al mal, El testigo falso que habla mentiras, Y el que siembra discordia entre los hermanos" Proverbios 6:16-19.

La Biblia continuamente nos presenta las cosas que le agradan a Dios y las cosas que le desagradan. No podemos ceder a ninguna de estas siete cosas en especial a la soberbia.

El termino soberbia significa : orgulloso, arrogante. Exceso de ostentación o suntuosidad. Cólera vehemente y altiva. Altanero, altivo, presuntuoso.

En el Diccionario Bíblico nos describe la soberbia como un deseo y pretensión de autosuficiencia y autoexaltación. Es un estado opuesto al de la humildad. El soberbio no reconoce su dependencia como criatura de su Creador, ni la mutua dependencia con sus semejantes.

La soberbia es el ideal del hombre pagano, idealizando la fuerza, la agresividad y la mutua competencia, desdeñando la compasión y la ayuda a los débiles como contraproducente para lo que considera como el avance hacia su “hombre nuevo”.

La soberbia es un estado peculiarmente aborrecido por Dios

Salmo 138 :6 “Porque Jehová es excelso, y atiende al humilde, más al altivo mira de lejos”.

Santiago 4 :6 “Dios resiste a los soberbios , y da gracia a los humildes”.

Por otro lado la soberbia conduce al mas desastroso de los fines:


Números 15 :30 “ Más la persona que hiciere algo con soberbia, así el natural como el extranjero, ultraja a Jehová ; esa persona será cortada de en medio de su pueblo”.

Proverbios 16 :18 “Antes del quebrantamiento es la soberbia, y antes de la caída la altivez de espíritu”.

Isaías 2 :11 “La altivez de los ojos del hombre será abatida, y la soberbia de los hombres será humillada ; y Jehová solo será exaltado en aquel día”.

Proverbios 15 :25 “Jehová asolará la casa de los soberbios ...”

Malaquias 4 :1 “Porque he aquí, viene el día ardiente como un horno, y todos los soberbios y todos los que hacen maldad serán estopa...”

Proverbios 28 :25 “El altivo de ánimo suscita contiendas ; mas el que confía en Jehová prosperará”.

Proverbios 29 :23 “La soberbia del hombre le abate ; pero al humilde de espíritu sustenta la honra”.

2 Samuel 22 :28 “Porque tú salvas al pueblo afligido, mas tus ojos están sobre los altivos para abatirlos”.

Abdías 3 “La soberbia de tu corazón te ha engañado, tú que moras en las hendiduras de las peñas en tu altísima morada ; que dices en tu corazón : ¿Quién me derribará a tierra ?

Jeremías 50 :32 “Y el soberbio tropezará y caerá, y no tendrá quien lo levante...”

Lucas 1 :51 “ Esparció a los soberbios en el pensamiento de sus corazones”.

Isaías 13 :11 “Y castigaré al mundo por su maldad, y a los impíos por su iniquidad ; y haré que cese la arrogancia de los soberbios, y abatiré la altivez de los fuertes”.


No pierdas tu justificación  es posible que nuestra profesión, nuestros bienes, los rencores, el odio, las bajas pasiones nos hagan engrandecernos en nuestra propia opinión, pero delante del Señor el que salió justificado fue aquel publicano que vino humildemente delante de él a pedirle perdón por sus pecados.

El Salmo 51 :17 dice “Los sacrificios de Dios son el espíritu quebrantado ; al corazón contrito y humillado no despreciarás tú, oh Dios”.


PAZ Y BIEN Y QUE DIOS EN SU INFINITA BONDAD, NOS CONCEDA IR MAS ALLÁ, DE ESTAS PALABRAS CONTENIDAS EN ESTE BLOG, PARA ARRIBAR ASÍ A LOS PIES DE LA PALABRA QUE ESTA ES LAS SAGRADAS ESCRITURAS, EN ELLAS ESTA LA VIDA QUE DESESPERADAMENTE ANHELAMOS.